Dos vidas en un instante
  • 105 minutes
  • Estados Unidos, Reino Unido
  • 1998
  • TP

El destino de Helen está a punto de ser determinado por un par de puertas corredizas del metro de Londres. Si monta en el tren, su vida tomará una dirección. Si se queda parada en la plataforma, los acontecimientos seguirán otro recorrido. En la primera opción, Helen se sienta al lado de un joven que pronto se convertirá en su amigo y al llegar a casa se encuentra a su novio en los brazos de otra mujer. En la segunda, llega tarde al apartamento y su novio ya está solo. Una comedia romántica dirigida y escrita por el debutante Peter Howitt cuyo punto de partida es cómo puede cambiar la vida de una persona por el simple hecho de que las puertas correderas de un vagón de metro se cierren a sus espaldas o ante su narices (de ahí el título original inglés, "Sliding Doors"). A partir de este hecho aparentemente fútil, la vida de la protagonista tomará rumbos diametralmente opuestos, que el filme explora alternativamente sin que nunca lleguemos a saber qué ocurrió realmente. Realizada en Gran Bretaña, contó con un cuarteto protagonista formado por dos estadounidenses (Gwyneth Paltrow y Jeanne Tripplehorn) y dos ingleses (John Hannah y John Lynch).