29 de julio de 2016

Cinco cosas que (quizá) no sabes aún de Arnold Schwarzenegger

Por M.J. Arias

Solo los fans más fans de este cuasi septuagenario que es Arnold Schwarzenegger sabrán a estas alturas de la película de su vida todas y cada una de las anécdotas de su biografía. Esas que les convertirán en el seguidor número 1 de Arnie en las convenciones de seguidores del hombre que dio vida a 'Terminator' y 'Conan'. ¿Hay de eso? ¿Convenciones de fans de Schwarzenegger? Si no, alguien debería inventarlas. Con un concurso en el que el vencedor sea proclamado 'Megafan de Arnold Schwarzenegger'. Lo primero que tendrá que saber es deletrear de carrerilla su apellido. Después, estas cinco curiosidades de su vida que apuntamos a continuación.
Sylvester Stallone no es el único héroe de acción musculado con aspiraciones al otro lado de la cámara. Aunque lo cierto es que tampoco es que su colega de profesión y batallas le cogiese el gusto en su momento. Probó suerte en los noventa y ahí lo dejó, como una muesca en su currículum pero sin profundizar en esta faceta. Dirigió un capítulo de ‘Historias de la cripta’ y luego se marcó una comedia romántica para la televisión titulada aquí ‘Navidades arriesgadas’ con Tony Curtis y Kris Kristofferson como rostros más conocidos.
En la pantalla ha sido varias veces representante de la ley. Léase, por ejemplo, en ‘Poli de guardería’ o en la más reciente ‘El último desafío’. Y resulta que tenía en quien basarse para sus papeles, porque Arnold Alois Schwarzenegger, nacido el 30 de julio de 1947, en Thal (Austria), es hijo de Aurelia y Gustav Schwarzenegger, quien se ganaba el sustento como jefe de la policía local.
Fue en sus primeros años. Machacarse en el gimnasio fue su camino hacia el estrellato. Eso y emigrar a Estados Unidos a los 21 años para buscar fama y fortuna. De joven estaba mucho más musculado que ahora y son muchas las fotos suyas de entonces marcando bíceps pringado en aceite para brillar más, imagino. Así, con sus músculos, ganó cinco veces el título de Míster Universo. Y en hasta siete ocasiones se alzó con el de Mister Olympia, honor reservado a los vencedores de un certamen de culturistas.
Siempre le recordaremos como Conan, Terminator o aquel poli de guardería que nos llegó a arrancar alguna sonrisa tierna. Pero su primer personaje como actor, su debut, lo hizo dando vida nada más y nada menos que a Hércules. La película es de 1970 y no tiene desperdicio. Era un Hércules enviado a la Tierra que se ganaba la vida con el culto al cuerpo, se enamoraba e intentaba llevar una vida nada endiosada. Eso sí, lo de pasear en carro de caballos por Nueva York muy normal no era. Cuentan las notas de la época que le doblaron la voz para esta película.
El parentesco con los Kennedy le viene de rebote, por parte de esposa. Aunque ahora que su mujer ya no es su mujer tras descubrirse aquella historia del hijo secreto con su asistente igual el parentesco político se ha perdido, ¿no? El caso es que Maria Shriver, madre de cuatro de sus hijos, es hija de una sobrina de JFK. Eso sí, Kennedy era demócrata. Schwarzenegger fue gobernador de California por el partido republicano. Por cierto, el segundo actor que ocupó el cargo tras Ronald Reagan. Lo de seguir sus pasos hasta la Casa Blanca queda descartado porque como no ha nacido en EEUU no puede presentarle. Pero si quiere ser presidente siempre tendrá el cine para cumplir su sueño. De tenerlo, claro.
Artículo escrito por losExtras.es