5 de mayo de 2015

Cómo ser George Clooney en 5 pasos

Por Pedro Moral

Ser George Clooney es imposible. Es único e irrepetible. Es el Cary Grant de nuestra generación, solo que también dirige. Es buen actor, hace comedia, drama o incluso acción y además le gusta tener poder en los proyectos en los que participa. Ha dirigido buenas películas (también malas, ojo), ha producido y ha conquistado a toda clase de espectadores: hombres, mujeres, niños, críticos, aparajedaroes, amas de casa, directoras de banco, acadámicos de Hollwood. George Clooney es amado por ellas y admirado por ellos. Ser como George Clooney es imposible, a sus 54 años es uno de los hombres más poderosos y bellos del planeta. Te dejamos cinco consejos por si quieres intentar parecerte a este semidios del celuloide

Madurar con excelencia

Se puede afirmar sin equivocarse que si George Clooney fuera un vino, sería el mejor Vega Sicilia, de larga crianza, especiado y complejo. Mientras que de joven este actor no era ni muy guapo ni muy atractivo, fue hacerse mayor y crecer en carácter y belleza. Este es el motivo de que su debut fuera tan tardío, con 33 años en la serie 'Urgencias', y que su ascenso al éxito fuera tan fulminante. Tras estar nominado a dos Emmy empezó a trabajar en el cine y en poco tiempo no quedaba nadie que no se hubiera enamorado de él al otro lado de la pantalla. 

Saber hacerse el tipo duro

A pesar de que su papel del hombre murciélago en 'Batman y Robin' fue ridículo, entre otras cosas por su ombligo dibujado en el traje, Clooney demostró que podía ser un tipo duro. Mientras interpretaba al doctor Ross protagonizó la película de vampiros de Robert Rodríguez titulada 'Abierto hasta el amanecer', en la que Tarantino hacía de su hermano, y 'El pacificador', un thriller con Nicole Kidman.  

Mantener durante años el título de soltero de oro

Vale, es verdad que ahora justo está casado. De hecho, su esposa le ha regalado un Luxonomist, uno de los coches más caros del mundo. Vamos, que vive completamente feliz y atado a su querida Amal Alamuddin. Sin embargo, es inevitalbe dudar de la duración de cada uno de sus noviazgos. Ha tenido decenas de ellos con mujeres completamente distintas y de alguna forma u otra siempre acaba siendo el soltero de oro. Eso sí, casi nunca se le relaciona con compañeras de trabajo. Casi nunca, porque estuvo muy claro su noviazgo con Renée Zellweger, a la que después de romper dirigiría en 'Ella es el partido'

Saber reconocer el talento de otros

Ha repetido con Steven Soderberg en la trilogía 'Ocean's', con los Coen ha trabajdo en 'O Brother', 'Crueldad intolerable' o 'Quemar después de leer'. Está claro que George Clooney sabe dónde está el talento. El mismo año que estuvo a las órdenes de Alexander Payne en 'Los descendientes' subió al escenario de Los Globos de Oro y en su dedicatoria tuvo palabaras de admiración para casi todos los presentes, incluso para el miembro de Michael Fassbender: "¡Creo que puedes jugar al golf sin manos!", le dijo delante de todos. 

Y además, saber mandar

A parte de actor, George Clooney es guionista y director. Entre las películas que tienen su nombre en el apartado de realizador hay títulos mediocres como 'Monuments Men', interesantes como 'Buenas noches, y buena suerte' y realmente muy buenos como 'Los Idus de Marzo'. En esta última película además se atrevíó a tener un duelo interpretativo con Ryan Gosling, el actor del momento. Y como no podía ser de otra forma, George Clooney salío muy bien parado. 

  • Extras