5 de febrero de 2014

De tal libro, tal película

Por Bernardo Pajares

Si la autobiografía de Jordan Belfort sirvió a Martin Scorsese para llenar de adrenalina las tres horas que dura 'EL LOBO DE WALL STREET' y Steve McQueen hizo lo propio con la de Solomon Northwood en '12 AÑOS DE ESCLAVITUD', ambas bien posicionadas de cara a los Oscar, el reciente éxito de taquilla de 'LA LADRONA DE LIBROS' demuestra que no sólo han ido a verla los lectores del 'best seller' firmado por Markus Zusak en 2005. Y aunque las dos películas coinciden en cartel, tenemos que retroceder hasta 1985 para situarnos en la fecha de publicación de 'EL MÉDICO', porque ha habido que esperar casi 30 años para ver a Tom Payne dar vida en el cine al protagonista de la novela histórica de Noah Gordon que se mantiene entre las producciones más taquilleras semanas después de su estreno. 

Pero no siempre adaptación literaria es sinónimo de éxito, y si no que se lo pregunten a Stephenie Meyer, autora de la saga 'Crepúsculo', que vendió los derechos para la adaptación de su novela 'LA HUÉSPED' y vio cómo el resultado era vapuleado por crítica e ignorado por el público el año pasado. Otro sonado fracaso fue 'LA BRÚJULA DORADA' (2007), una producción de New Line Cinema que llegaba al hilo de la gran acogida que había tenido la primera parte de 'LAS CRÓNICAS DE NARNIA' y que estaba pensada para poner en marcha otras dos entregas que completarían la trilogía 'La materia oscura' del escritor Philip Pullman. A pesar de que Nicole Kidman y Daniel Craig encabezaban el reparto de la cinta, esta pasó discretamente por la cartelera norteamericana, por lo que los planes para continuar la franquicia fueron cancelados. 

Hay quien encuentra en las novelas de un escritor la horma de su zapato, regalándonos resultados tan brillantes como los que consigue Peter Jackson al trasladar el universo de J.R.R. Tolkien al cine; y hay quien aburre al espectador al intentar traducir en imágenes página por página y línea por línea, como en el caso de la adaptación de 'EL AMOR EN LOS TIEMPOS DEL CÓLERA' de García Marquez que dirigió Mike Newell en 2007, protagonizada por Javier Bardem y Giovanna Mezzogiorno.

Y es que ser fiel al texto no es garantía de éxito, pero cuando un director es capaz de conseguir el difícil equilibrio de no perderlo de vista y, al mismo tiempo, enriquecerlo, salen grandes películas como 'EXTRAÑOS EN UN TREN' (1951), esa historia de suspense escrita por Patricia Highsmith que juega al crimen sin móvil; o 'DRÁCULA DE BRAM STOKER' (1992), en la que Gary Oldman revitalizaba la figura del famoso vampiro Vlad Tepes. Sin duda, tanto Alfred Hitchcock como Fancis Ford Coppola tocaron los resortes adecuados para poner su sello respetando el original, algo que no puede decir Baz Luhrman sobre 'EL GRAN GATSBY', que en la primavera de 2013 lideró la taquilla con su versión edulcorada y pasada de vueltas de la novela de F. Scott Fitzgerald.

Más lejos todavía se fue Gracia Querejeta cuando se hizo con los derechos para llevar a la gran pantalla 'Todas las almas' de Javier Marías. Tanto que, visionado el resultado final, el escritor demandó a la productora porque le pareció que 'EL ÚLTIMO VIAJE DE ROBERT RYLANDS' (1996) -que así se llamaba la película- no respetaba el espíritu de su novela. Y ganó. Lo cierto es que Querejeta, también coguionista, había introducido tantos cambios que lo correcto sería decir, como figura en los títulos de crédito, que está “libremente inspirada” en la obra de Marías.

La próxima -y esperada- adaptación literaria que veremos está basada en un ensayo de Robert M. Edsel sobre el arte robado durante la II Guerra Mundial y llega este mismo mes de febrero: se llama 'MONUMENTS MEN', está dirigida y protagonizada por George Clooney, al que se unen actores de primera línea como Matt Damon, Bill Murray o Cate Blanchett. ¿Tendrá Edsel algo que decir al respecto?

  • Extras