Discursos inolvidables de la historia de los Oscar

Por Rubén Miguélez

A punto de dar el pistoletazo de salida a la edición número 87 de los Oscar, echamos la vista atrás y recordamos algunos de los mejores momentos que nos han dado sus protagonistas sobre el escenario, ya sea conduciendo la gala o recogiendo la preciada estatuilla.

1. Bob Hope - 1953

Los primeros Oscar televisados fueron los correspondientes a la edición número 25, presentada por Bob Hope. Hope recitó un hilarante discurso de apertura que sentó las bases de las condiciones que debería cumplir la persona encargada de conducir los Oscar delante de la audiencia de todoEstados Unidos, y a la vez se atrevió a describir la televisión como “el sitio donde van las películas cuando mueren”.

2. Hugh Jackman - 2009

Afirmar que el número de apertura de la 81º edición de los Oscar del que se encargó Hugh Jackman es uno de los mejores de la historia no resulta exagerado en absoluto. Jackman lo tiene todo: sabe actuar, sabe cantar y rebosa carisma por los cuatro costados. Cambió el monólogo inicial por un número musical en el que describía y reinterpretaba todas las películas nominadas. Fue épico.

3. Billy Crystal - 1990

Billy Crystal ha presentado los Oscar un total de ocho veces (1990-93, 1997, 1998, 2000 y 2004), por lo que podemos afirmar que sabe muy bien lo que hace. Su primer monólogo de apertura fue el la edición número 62, y ya apuntaba maneras con un discurso muy divertido que concluía, cómo no, con un pequeño número musical. Por cierto, en 1990 ya se hacían bromas sobre la cantidad de nominaciones de Meryl Streep.

4. Whoopi Goldberg - 1994

El discurso de apertura de la edición número 66 de los Oscar marcaría un antes y un después en la historia: Whoopi Goldberg se convertía en la primera mujer en presentar la gala en solitario. Salió al escenario advirtiendo que eso significaba que le habían dado un micro abierto durante más de tres horas. Su monólogo de apertura no defraudó y, además, entre broma y broma, supo ser políticamente incorrecta en la medida adecuada. Se ganó presentar los Oscar tres veces más, en 1996, 1999 y 2002.

5. Ellen Degeneres - 2007

“Casi todo el mundo sueña con ganar un Oscar, yo soñaba con presentar la gala. Dejemos que esto sea una lección para vosotros, niños del mundo: apuntad más bajo”. Ellen Degeneres fue una apuesta segura, siendo una de las mejores presentadoras y cómicas de los Estados Unidos. Su monólogo inicial bien podría haber formado parte de un especial de cine en su programa diario, lo cual es exactamente lo que se le pedía. Repite este año, y seguro que seguirá tan divertida como siempre.

 

DISCURSOS DE GANADORES:

1. Meryl Streep, mejor actriz principal por ‘LA DAMA DE HIERRO’, 2012.

18 nominaciones y 3 estatuillas convierten a Meryl Streep en la leyenda víva que es. Ganó su tercer Oscar en 2012 gracias a su interpretación en La dama de hierro, donde daba vida a Margaret Thatcher. El discurso de Meryl tan divertido como emotivo, y comenzó diciendo: “Cuando dijeron mi nombre tuve la sensación de poder escuchar a la mitad de América diciendo… Oh, no… Oh, vamos, por qué?… Ella… ¡Otra vez!”.

2. Michael Moore, mejor documental por ‘BOWLING FOR COLUMBINE’, 2003.

Michael Moore se encargó de dar uno de los discursos de aceptación más polémicos que se recuerdan en la historia reciente de los Oscar. Subió al escenario a todos los nominados en la categoría para decir que a ellos “les gustaba la no-ficción” aunque “vivían en tiempos ficticios”. Continúo cargando sobre el entonces presidente de los Estados Unidos, George Bush, diciendo que “vivían en un tiempo en el que un hombre mandaba a un país a la guerra por motivos ficticios”. El público presente se dividía entre aplausos y abucheos y la banda terminó por subir la música para finalizar el discurso.

3. Angelina Jolie, mejor actriz secundaria por ‘INOCENCIA INTERRUMPIDA’, 1999.

Hoy en día, Angelina Jolie es una mujer admirada por su integridad, su estilo de vida y su pasión por las causas justas. Sin embargo, a finales de los 90, Jolie era una joven que se presentaba en la entrega de los Oscar de la mano de su hermano y causaba la confusión entre todos los presentes. Su discurso de aceptación terminó de rematar el asunto: “Estoy tan enamorada de mi hermano” fue lo primero que dijo al recoger la estatuilla. Difícil de olvidar.

4. Julia Roberts, mejor actriz protagonista por ‘ERIN BROCKOVICH’, 2001

Para evitar que los discursos fueran demasiado largos, en 2001 se prometió una televisión de regalo para aquel que estuviera menos tiempo sobre el escenario. “Ya tengo una televisión, así que voy a estar un rato aquí arriba para deciros algunas cosas”, fue lo primero que dijo Roberts, para decirle después al director de orquesta que se sentara, que ella entendía que probablemente nunca volvería a estar ahí arriba y se iba a tomar su tiempo.

5. Marlon Brando, mejor actor protagonista por EL PADRINO’, 1973

La victoria que más controversia ha provocado en la historia de los Oscar fue, probablemente, la de Marlon Brando. Ganó en 1973 el Oscar por su trabajo en ‘EL PADRINO’ pero se negó a asistir a la gala o aceptar el premio y mandó en su lugar a una actriz vestida de nativa americana. Brando usó de esta manera su victoria para protestar contra la falta de representación de los nativos americanos en Hollywood, movimiento con el que se había visto muy implicado durante ese año.