7 de diciembre de 2015

Judi Dench en cinco interpretaciones para la historia

Dame Judi Dench. Pocas actrices se encuentran tan valoradas y respetadas como esta actriz británica. Siete nominaciones a los Oscar, todas en los últimos 20 años, y veintiséis a los premios del cine británico avalan una carrera de los más solvente. Desde comedias puras hasta dramas agonizantes su carrera ha sido variada, cuando menos. Aquí destacamos cinco de los papeles que han hecho de ella una de las actrices más valoradas del panorama cinematográfico actual.
Joan Crawford y Bette Davis encontraron sus sucesoras en las manos de Judi Dench y Cate Blanchett es esta cinta polémica sobre la amistad de dos profesoras de secundaria que se ve trastornada cuando una de ellas comienza un tórrido romance con uno de sus alumnos. Llena de ingredientes que podrían resultar amarillistas, ambas actrices sacan adelante el complicado material, con una soberbia Judi Dench en el papel de la justiciera y moralista profesora que amenaza con destrozar a la que fuera su amiga.
Por muy de moda que esté atacar a esta comedia romántica, es imposible negar que resulta una película deliciosa en todos sus aspectos. Y si, la historia de amor entre unos inspirados Joseph Fiennes y Gwyneth Paltrow, que interpretan al propio Shakespeare y a su enamorada, funciona a la perfección en gran medida gracias a la robaescenas de Judi Dench. 8 minutos en pantalla que le valieron un Oscar. Hay que tener mucha calidad para conseguirlo. Y la verdad, ella está absolutamente irresistible como la Reina Elisabeth.
Esta pequeña película ha supuesto su último gran papel hasta el momento, tanto el público entregado como una crítica absolutamente entusiasta la recibieron con los brazos abiertos. Además, nos otorgaba un papel protagonista para una actriz que rara vez pasa de secundaria, para desgracia de propios y extraños. En esta ocasión supo aprovechar la ocasión interpretando a una mujer que decide investigar qué había sucedido con su propio hijo, del cual perdió la pista cuando se le obligó a darlo en adopción. Un drama lleno de humor que supo entregarnos a una Judi Dench cercana y emocionante.
Este papel supuso su primera nominación al Oscar y una de sus interpretaciones todavía más recordadas. Basada en hechos reales, la película nos trasladaba la historia de la Reina Victoria que tras la muerte de su marido encuentra consuelo en un caballero escocés, cuya relación logrará desestabilizar toda la corte real. Aunque originalmente estaba previsto que se tratara de un episodio de televisión, la película resultó en un modesto éxito y en una de sus interpretaciones más alabadas. Una película de época que en sus reflexiones morales supo superar su encorsetado embalaje.
Se trata esta, quizá, de la película en la que Judi Dench se vio rodeada de una mejor elección de actores. Ella consiguió un BAFTA como mejor actriz secundaria, y sus compañeros de reparto no se quedaron atrás en cuanto a alabanzas. Desde Maggie Smith, con una interpretación absolutamente poderosa que le valió el BAFTA en la categoría de Actriz Principal, pasando por Helena Bonham Carter, Julian Sands, Daniel Day-Lewis o Simon Callow. Una auténtica belleza de película, pequeña y poética con una Judi Dench esplendorosa.
Artículo escrito por losExtras.es
  • Extras