8 de enero de 2014

Kevin Bacon, la evolución de un sex symbol

Dicen que en Hollywood cada actor lleva una etiqueta que lo identifica y que es muy difícil para una estrella reconvertirse en alguien diferente a lo que le habían asignado. Kevin Bacon es uno de los actores que mejor ha sabido reconducir su carrera y su imagen. Repasamos su evolución artística de la mano de sus papeles más señalados.

'FOOTLOOSE'

A  un pueblo de Oklahoma llegan Ben y su familia desde Chicago. Allí el joven descubrirá que el reverendo local ha prohibido el baile lo que desencadenará una auténtica revolución entre los jóvenes, que usarán la música como arma para enfrentarse al poder establecido.

No fue su primera película pero sí su primer éxito. Con sus dotes para el baile y sus botas de cowboy, Kevin Bacon encandiló a millones de adolescentes que empapelaban sus carpetas con su cara y le condecoraban como el sex symbol de la época.

'ALGUNOS HOMBRES BUENOS'

Un juicio en el que dos marines son acusados de matar a otro compañero. Ambos niegan los hechos y alegan que seguían las órdenes de su coronel y que la muerte del compañero fue accidental. El jurado deberá desentrañar la verdad entre la maraña de mentiras y trabas puestas por el cuerpo de los marines.

Basada en una obra teatral de Aaron Sorkin y con guión del propio Sorkin, 'ALGUNOS HOMBRES BUENOS' es un claro ejemplo de obra en la que tanto historia como actores están sobresalientes. Entre tanta gran estrella (Tom Cruise, Jaack Nicholson, Kiefe Sutherland...) Bacon logra destacar en un papel secundario que es mucho más que un secundario.

'HOMICIDIO EN PRIMER GRADO'

En 1963 la prisión federal de Alcatraz (también conocida como "La Roca") se cerró debido a los tratos extremadamente rigurosos e inhumanos que se practicaban. Uno de los casos que dieron la voz de alarma fue el del joven Henri Young que, tras ser confinado en una celda de castigo sin ventilación ni luz durante 3 años asesinó a otro preso y fue acusado de homicidio en primer grado.

Acompañado de Christian Slater, Bacon se convierte en Young y retrata su desequilibrio mental y su inseguridad y miedo ante un sistema que castiga con demasiada dureza a aquellos que no pueden costearse una defensa cara.

'FROST/NIXON'

Kevin Bacon se mete en la piel del Jefe del Estado Mayor de Estados Unidos en el momento en que estalló el escándalo del Watergate, Jack Brennan. La película retrata la entrevista que Jack Frost realilzó al expresidente Richard Nixon tras estallar el escándalo que le llevó a su dimisión como presidente de los Estados Unidos de América.

Las cintas biográficas y de temática política son un caballo ganador en el sistema cinematográfico estadounidense. Por su actuación en la película de Ron Howard el actor estuvo nominado al Premio del Sindicato de Actores junto con el resto de sus compañeros a Mejor Elenco.

'X-MEN: PRIMERA GENERACIÓN'

Tras la trilogía original, Matthew Vaughn y Bryan Singer nos contaron cómo llegaron Charles Xavier y Eric Lensherr a convertirse en los mutantes más poderosos. Con el conflicto de los misiles de Cuba como telón de fondo asistimos al nacimiento de la rivalidad entre El profesor Xavier y Magneto por culpa de un Kevin Bacon que se convierte en el villano de la película.

No hay actor que se precie de serlo que no haya participado en una gran franquicia. Bacon, a su manera, también forma parte del grupo de actores que participa en un blockbuster de ciencia ficción. Su interpretación de Sebastian Shaw puede parecer estridente en algunos puntos pero funciona como catalizador para desencadenar la separación definitiva entre Charles y Magneto.

  • Extras