10 de abril de 2015

Las frases más ridículas de carteles de películas

Por Luís Fernández

Todos somos conscientes de que hay que vender las películas como sea y que, a veces, el margen para la originalidad es limitado. Muchas veces las premisas de las películas no dan para reflexiones profundas y, en otras, los encargados de publicitarlas se pasan de graciosos. Sea como sea, a todos nos gusta un buen poster, pero si es malo, nos gusta aún más. Vamos a ver algunas de las frases más delirantes que han aparecido en posters de cine. Ya avisamos que el cine de terror copa, en gran medida, esta pequeña selección. 

"¡Ve por la escalera! ¡Ve por la escalera! ¡Por Dios ve por la escalera!"

En el año 1983 se estrenaba 'El ascensor'. Esta producción de los Países Bajos cuyo argumento se basaba en que, tras una tormenta eléctrica, un ascensor comenzaba a mostrar un comportamiento de lo más errático. Bueno, si bien la premisa ya no despertaba demasiada confianza, aunque cosas más locas hemos visto, su desgarrada frase venía a decirnos "vete por las escaleras por el amor de Dios", que más que a una película de terror, a más de uno recordaría a su médico de cabecera. 

"Esta vez es personal"

'Tiburón' es una de las películas de terror más efectivas de todos los tiempos y muchos no hemos conseguido bañarnos en el mar igual de tranquilos desde la primera vez que la vimos. Pero tras tres películas, incluyendo la obra maestra de Spielberg, en las que un tiburón enorme se dedicaba a devorar a tranquilos bañistas, capitanes de barco domingueros e intrépidos pescadores 'Tiburón, la venganza' (tiburón 4) decidió venderse justificándose en un pequeño giro, los asesinatos ahora tenían un cariz personal. Porque, claro, no hay nada más aterrador que un tiburón con una agenda bien planificada.

 

"Plantaron a los vivos y cosecharon a los muertos"

El nombre de la culpable es una cinta que no encontró su traducción al castellano y se quedó con 'Invasion of the blood farmers', algo así como 'La invasión de los granjeros sanguinarios'. Es enternecedor como utilizan la temática de la película para usar vocabulario apropiado. ¿Qué mejor que utilizar el rico lenguaje relacionado con el campo?, debieron pensar y así lo hicieron. Y nos vendieron la película con un "plantaron a los vivos y cosecharon a los muertos", gloria pura. 

"Más barato que una sierra eléctrica"

Sí, 'La matanza de Texas' fue un clásico instantáneo y su influencia se hizo notar de forma evidente. En esta película titulada en España, muy adecuadamente, 'Pistola de Clavos', un asesino perseguía a sus víctimas armado, precisamente, con una pistola de clavos. Concisión en el título y concisión en su frase promocional que rezaba: "Más barato que una sierra eléctrica". Razón no les faltaba, pero quizá no fuera la mejor idea para tratar de atraer a nuevos espectadores. 

"Parte misterio. Parte 'thriller'. Partes amputadas"

No se puede negar que han sabido jugar con la composición y sonoridad de esta frase. 'Mandíbulas', más graciosa que aterradora, llegaba con un poderoso cartel mostrándonos a su temible criatura parcialmente fuera del agua. Si bien visualmente la campaña no iba nada desencaminada, quizá hacer que la frase promocional suene jocosa no era el mayor de los aciertos. "Parte misterio. Parte 'thriller'. Partes amputadas", ahí, a tope, jugando con el vocabulario. 

"Con una espada. Con un pico. Con un hacha. Con Dios"

Aquí tenemos que otro ejemplo de publicista que se levantó especialmente inspirado y pensó que debería probar cosas nuevas, con más gracia y que se quedarán grabadas como el estribillo de una canción pop, aunque no fuera el mejor de los contextos. 'El mutilador' es una cinta sobre un hombre que se vuelve loco tras la muerte de su mujer y decide vengarse utilizando cualquier medio. Si la frase se hubiera utilizado en España podría haber sido perfectamente un "Con una espada. Con un pico. Con un hacha. Con Dios". Lo mismo te mato que me despido a la vez. Simplemente maravilloso. 

"Hoy el estanque... Mañana el mundo"

'Ranas'. Así se llama la película que ahora tratamos. A quién se le ocurriera el propio título ya tenía bastante delito, además de que no hacía demasiada justicia ni a la propia sinopsis de la cinta, pero dejémoslo estar. Aquí quien nos interesa es la intensa y grandilocuente cabeza pensante detrás de la frase que acompaña a su título, que viene a decir un "hoy el estanque... mañana el mundo". Un adorador de los animales, o un creyente en las plagas bíblicas, decidió que las ranas podrían dominar el mundo. Bueno, no pondríamos la mano en el fuego por ello. 

"Norman Bates vuelve a la normalidad. Pero Madre vuelve a liarla parda"

'Psicosis', una de las películas más influyentes de la historia del cine tuvo dos secuelas y un remake. Obviamente, nadie se tomó en serio ninguna de ellas, y en la tercera parte de esta ¿saga? ya nadie se tomaba en serio la historia. Tanto es así que para la promoción de este tercer episodio apostaron por un "Norman vuelve a la normalidad. Pero Madre vuelve a liarla parda", y se quedaron tan anchos, todo ello acompañado de la mirada desquiciada de Anthony Perkins, el protagonista de 'Psicosis III'.

"La único más terrorífico que los últimos 12 minutos de esta película son los primeros 92"

Un clásico inconmensurable de Darío Argento, representante máximo del cine de terror italiano, el Giallo, que entregó con 'Suspiria' una de sus obras cumbre. Pero esto no nos debe dejar obviar la frase que se utilizó para su promoción americana. Parece una frase inocente el "La único más terrorífico que los últimos 12 minutos de esta película son los primeros 92" y hasta ingeniosa. Pero si nos paramos a reflexionar un poco sobre ella parece estar advirtiendo al espectador de que el final no hace justicia al desarrollo de la película y, seguramente, esa no sea la mejor estrategia para atraer espectadores. 

  • Extras