24 de octubre de 2017

Las Tortugas Ninja invaden Paramount Channel

VIERNES 27 DE OCTUBRE

16:45 - Tortugas Ninja
18:30 - Tortugas Ninja II: El secreto de los mocos verdes
Por Ignasi Muñoz

Cuatro tortugas mutantes en edad adolescente son adiestradas por una rata hasta convertirse en grandes ninjas. Y encima, tienen nombre de artistas renacentistas y les encanta la pizza. Esta es una de las premisas más locas jamás creadas, y no en vano dio lugar a varias series de televisión y suculentas películas. Pero hubo una trilogía en los noventa, en particular las dos primeras películas, que fueron oro puro para cualquier niño o adolescente. ¿Que por qué? Mirad...
Cuando uno empieza una película de las tortugas ninja espera ver las dos cosas que componen su título. Tortugas tenemos a simple vista, grandes y majestuosas. Pero ninjas, os podemos asegurar, que no faltan. Tanto en la original como en su secuela podemos ver escenas repletas de ninjas, un gran ejército enemigo que promete hacérselo pasar mal a nuestros héroes.
Una gran ventaja del cine familiar de los 90 era su completa ausencia de seriedad. No tenía miedo de mostrar lo que era, cine familiar, divertido y sin tomarse demasiado en serio, y todo esto le sienta de fábula a las películas de las Tortugas Ninja. Están repletas de grandes diálogos y gags divertidísimos. Solo hay que ver a Splinter en su jaula haciendo movimientos de karate para entender el buen rollo que transmiten.
Desde la larga sombra con la que se presenta al temible Shredder hasta sus furiosas ganas de venganza en la segunda parte, estamos ante un gran villano. Repleto de maldad, mejora en su secuela con la aparición de los míticos Tokka y Rahzar, que funcionan como un alivio cómico divertidísimo. ¿Pistas de skate y entrenamiento ninja en el mismo sitio? Dan ganas de unirse a Shredder.
Si una cosa sobresale junto a la diversión, son las peleas. En las dos películas de las Tortugas Ninja podemos encontrar largas secuencias de batalla, con las tortugas peleando de forma individual o en equipo, haciendo gala de infinitos movimientos de artes marciales. En la primera película encontramos una genial pelea en la azotea, donde los minutos corren y no dejan de aparecer más y más rivales.

Y en la segunda parte podemos ver un derroche de creatividad al verlos combatir en un centro comercial, usando toda clase de juguetes o elementos de charcutería para pelear. Ríete tú de los superhéroes de ahora.
Aunque son películas sin demasiadas pretensiones, en El secreto de los mocos verdes podemos presenciar unas tortugas más maduras. Además del temible regreso de Shredder, se enfrentan al secuestro de su maestro y se plantean de dónde vienen y cómo fueron creadas, dando lugar a algunas secuencias trascendentales que resultan verdaderamente interesantes. ¿Las tortugas ninja conocen la filosofía? Si no, se le acerca mucho.
Esto se merece un apartado por sí solo. Y es que si hay algo más loco que el concepto "Tortugas Ninja Mutantes Adolescentes", es añadir la palabra "raperas" en la ecuación. La escena de la discoteca en Tortugas Ninja 2 es antológica. Empieza con una pelea contra los secuaces de Shredder y acaba con las tortugas bailando el mítico Ninja Rap que debería sonar en todas las discotecas. Nada menos que Vanilla Ice fue el encargado de ese temazo.
Si todavía no os hemos convencido solo nos queda decir que ver cualquiera de las películas de las Tortugas Ninja es como meterse en una máquina del tiempo. Déjate llevar y disfruta de la juventud que desprenden estas tortugas adolescentes. La diversión está asegurada, así que prepara las palomitas y repite con nosotros… ¡Cowabunga!
VER VÍDEO:¿Qué opina Berto Romero de Las Tortugas Ninja?